Plan paso a paso: el cuidado hacia nuestros consumidores y consumidoras

Columna de opinión de Pablo Rodríguez, Director Ejecutivo FOJUCC AC.

Hace ya más de un mes que el gobierno presentó al país el denominado “Plan paso a paso nos cuidamos”, el cual tiene como objetivo fijar una estrategia gradual para enfrentar la pandemia, según la situación sanitaria de cada zona en particular. Así, se trata de cinco escenarios que van desde la cuarentena total (fase o paso 1), pasando por la transición (2), preparación (3), apertura inicial (5), hasta llegar a la apertura avanzada (5). La autoridad sanitaria, en este caso, ha sido enfática en señalar que “el avance o retroceso de un paso particular a otro está sujeta a indicadores epidemiológicos, red asistencial y trazabilidad”[1].

De este modo entonces, de manera muy mediática, casi al estilo de concursos televisivos, semana a semana nos van indicando qué comunas de nuestro país avanzan, pero también retroceden en estos pasos, alegrándonos y celebrando en algunos casos; y lamentando en otros.

Si bien se entiende que estas medidas van en directa relación a la salubridad pública, pero también a flexibilizar las medidas restrictivas de derechos, sobre todo en el libre desplazamiento de las personas; debemos entender, además, que aquellas se dictan para preparar y fomentar un retorno de la actividad económica de nuestro país, permitiendo el funcionamiento de diferentes empresas que hoy se encuentran cerradas por no ser “de primera necesidad”.

La pregunta siguiente entonces es, ¿qué medidas deben adoptar las empresas para garantizar un retorno seguro?

Es acá quizás donde mayor énfasis deberíamos poner, dado que serán estos espacios donde las personas, de distintos territorios y niveles socioeconómicos, convergerán e interactuarán, muchas veces en espacios sin mucha ventilación o sin muchos metros cuadrados que puedan asegurar una distancia social; ya sea como consumidores y consumidoras, pero también como trabajadores y trabajadoras de este.

Por lo mismo, el primer llamado que debemos hacer a la empresa es a respetar la normativa que dicte la autoridad competente de manera estricta. No se pueden permitir malas prácticas bajo pretexto de aumentar o recuperar las ventas perdidas; como por ejemplo permitiendo el ingreso de más personas del aforo máximo permitido; exponiendo a sus trabajadores y trabajadoras sin las medidas de seguridad adecuadas; no disponiendo de elementos sanitizadores y de seguridad hacia los y las clientas que les garanticen un acto de consumo seguro; funcionando en la clandestinidad o sin los permisos correspondientes; o lisa y llanamente mintiendo sobre los requisitos que la autoridad exige, todo con el fin de abrir sus empresas.

 Frente a lo anterior debemos ser implacables y castigar dichas conductas, dado que no podemos permitir que estas conductas se vuelvan habituales por el simple hecho de la reactivación económica.

Quizás significará un mayor gasto en el que tendrá que incurrir la empresa para asegurar un funcionamiento óptimo, y eso aproblema sobre todo a las micro y pequeñas empresas, pero al final del día los consumidores y consumidoras lo agradecerán de la mejor manera posible: concurriendo a su negocio por asegurarle seguridad y salud.

El gran llamado que debemos hacer entonces es a entender que la economía no se reactivará de manera definitiva sino hasta cuando las personas, de manera segura y exenta de todo riesgo a la salud, puedan concurrir al mercado de bienes y servicios para adquirir o contratar todo aquello que este ofrece, y que quienes tienen este rol fundamental, que son las empresas, ejerzan su función no solo mirando la maximización de sus utilidades o la recaudación por sus ventas, sino también entendiendo que son un actor esencial en la satisfacción de las necesidades humanas, y que si exponen a sus clientes y clientas, lo único que están provocando en que la pandemia se profundice y sigamos por un buen tiempo más confinados.

Pablo Rodríguez Arias
Director Ejecutivo
Asociación de Consumidores FOJUCC
#ElConsumidorALaConstitucion


[1] Más información en https://www.gob.cl/coronavirus/pasoapaso/