Semana Santa: consejos para comprar y conservar pescados y alimentos de mar

En estas Pascuas y Pésaj, más en tiempos de COVID19, te recordamos que debes prestar atención a la manipulación de los alimentos y no olvidar que lo principal es ¡lavarse las manos!

Tanto en Semana Santa como en Pésaj las personas aumentan su consumo de alimentos del mar, por lo que es importante tener ciertas precauciones si vas a comprar pescado u otros alimentos del océano.

A continuación te dejamos algunos consejos para comprar y conservar pescados y mariscos:

  • No compres productos de la pesca en la vía pública.
  • No compres ningún producto casero o artesanal que no esté registrado y autorizado.
  • Si su aspecto u olor le resultan desagradables no los compres! Cualquier producto debe tener buen y agradable olor a mar.
  • El pescado enfriado debe tener: las branquias rojas, las escamas bien adheridas al cuerpo y brillantes, y su carne debe ser firme, que no ceda a la presión del dedo.
  • El pescado fresco podrá conservarse de 1 a 2 días en frío, y hasta tres meses en freezer.
  • Los ojos del pescado fresco entero deben ser brillantes y no estar hundidos.
  • Los productos congelados deben conservarse en el freezer (-18º C). En caso de no tener, guárdalos en el congelador y consúmelos en el día.
  • Evita descongelar y volver a congelar los pescados y mariscos. Al descongelarlos no lo hagas a temperatura ambiente y una vez preparados, consúmelos lo antes posible.
  • Los camarones y langostinos, pueden presentar un color amarronado-violáceo traslúcido en caso de estar crudos o un rojo intenso cuando se los vende cocidos, pero en ningún caso debe presentar manchas negras, olor desagradable o desprendimiento entre cabeza y tronco, todos estos son signos de deterioro.
  • Los calamares deben presentar una piel lisa, suave y húmeda sin manchas sanguinolentas o extrañas a la especie, sus ojos deben ser vivos, brillantes y salientes y su musculatura consistente y elástica.
  • Si los pescas tu mismo verifica con la autoridad sanitaria local la seguridad de la captura en su área. Consérvalos en hielo durante la pesca y el transporte hasta su casa.
  • Es preferible consumir los pescados bien cocidos, especialmente: mujeres embarazadas, niños, ancianos e inmunosuprimidos.
  • Al adquirir mejillones enteros frescos u otros moluscos bivalvos, éstos deben estar vivos, lo que se comprueba porque las valvas se encuentran cerradas. Si están abiertas, compruebe si con un leve golpe se cierran.
  • Las pencas de bacalao salado deben tener aspecto seco y no presentar puntos rojos o negros en su superficie, pues esto indica que han sido atacados por hongos.
  • Las latas de conserva de productos pesqueros, al igual que otros enlatados, no deben presentar abolladuras, ni estar hinchadas, ni oxidadas.
  • Verifique los rótulos, procedencia y fecha de vencimiento.

Y por toda la contingencia del coronavirus, no olvides lavarte muy bien las manos y si puedes QUÉDATE EN CASA!

Fuente: SENASA- Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria-

Más historias